Cómo procesar la crítica y hacerla constructiva

Ser Autocrítico y aceptar críticas forma parte íntegra del proceso creativo. Aunque a veces puede ser difícil aceptar consejos o críticas que recibas de tus colegas, puedes aprender a aceptar la crítica de cualquier tipo y utilizarla para tu beneficio. Veamos cómo pedir opiniones en redes sociales y sobrevivir en el intento siguiendo estos consejos.

5

Recientemente visitando un grupo en Facebook llamado “Puro Diseñador” me encontré con muchos usuarios que suben su trabajo con la espera de elogios, pulgares arriba, stickers de abejita, consejos y por supuesto crítica constructiva por parte de colegas de todo el país e incluso de otros lugares del mundo.

 

De todos los trabajos que se suben en este grupo de creativos están trabajos de calidad profesional y competitividad comercial global hasta trabajos bastante amateurs y hasta plagios que se convierten en el hazmerreír del grupo y son presa de una lluvia de descontento por parte de los miembros de este espacio.

 

Muchos de los agraviados tratan de defender sus propuestas a capa y espada haciendo argumentos  muy pobres, contradiciendo puntos que habían establecido en comentarios anteriores, simplemente destruyéndose para goce de extraños que buscan pasar un momento ameno a costa de compañeros del mismo rubro, solo que con menos experiencia o “talento”.

6

La realidad puede ser cruda y en esta carrera las críticas nos golpean duro al ego artístico que muchas veces he mencionado en mis artículos, lo sé y me ha pasado, impotencia increíble es que desaprueben un trabajo que realizaste con mucha dedicación y esfuerzo, tal vez de uno o varios días de desvelarse, pero es aquí donde se separan novatos de los profesionistas, pregúntate ¿realmente el trabajo que terminamos de realizar es funcional?, ¿realmente es lo mejor que puedo hacer? y ¿que debo mejorar para eliminar esa crítica “destructiva”?

4

En la Búsqueda de tu Autocrítica  repasa estos puntos y ve si te saltaste alguno en tu proceso creativo:

1.- La investigación. Siempre que tenemos un nuevo proyecto profesional o académico nos dan una breve semblanza o brief acerca de lo que vamos a desarrollar, es genial cuando a la primera puedes obtener una idea clara del trabajo a realizar, te sientas diez minutos y tras un boceto logras plasmar algo creativo, funcional y agradable para ti, para el cliente y su público. Dejando las utopías a un lado, ¿Cuánto tiempo dedicas a investigar el trasfondo del concepto que vas a generar?, ¿Qué tanto te empapas de información para desarrollar una idea?, el que te digan necesito un logo para una tienda de mascotas no implica que necesariamente tengas que hacer un perro.

 

2.- Actualízate constantemente. Consulta imágenes, trabajos de otros diseñadores, ve las nuevas tendencias en diseño, tipografías y fotografías, no te cierres solo a lo que tu mente esta generando, así como es importante llenar la parte teórica de nuestro trabajo también lo es entrar a lo que el mundo está haciendo en tiempo real, si las grandes marcas actualizan sus logos con años de funcionar y funcionar bien, renovar o morir, contemplalo.

 

3.- Agotar las ideas. Trata de no comenzar en la computadora, olvídate de ella y saca el lápiz y papel, agota tu creatividad en este punto, inventa palabras que te ayuden a crear diferentes conceptos, trata de bajarlos a la realidad y elige los que creas convenientes y se acoplen a tu brief para crear el concepto correcto para tu cliente y su negocio o servicio. Desde este punto comienzas a ver la estética de tu creación, puedes empezar a ser autocrítico, guíate de las tendencias, elimina elementos que contaminen tu diseño e incluye otros que ayuden a sobresalir, nunca a opacar. NO descargues elementos de  google o con derechos de autor, revisa si ya existe una empresa utilizando la imagen que has creado.

 

4.- Crítica el trabajo de otros. Fíjate bien en los puntos fuertes y débiles de compañeros de universidad y personas que tengan sus portafolios en Internet, olvidare ya de criticar de manera negativa el hecho que tu lo podrías hacer mejor, eso solo alimenta tu ego personal y agranda tu falta de capacidad de absorber nuevos estilos de trabajo, somos personas que debemos de aceptar el cambio en los entornos y en las maneras de pensar, sepárate de esa mentalidad, elogia a quien lo merezca y aconseja a quien aún le falte progresar. Generar buenas acciones mínimo te darán ideas más claras para tu trabajo y desarrollo como diseñador.

 

5.- La delgada línea entre el Profesional y el Amateur. Digamos que tienes tu proyecto listo después de pasar la fase de digitalización o refinamiento, ¿qué nos separa de ser un Pro a un estudiante?, volvemos a la palabra clave, AUTOCRÍTICA, antes de que sales de casa para un evento muy formal siempre checas si tus zapatos están limpios, un poco de desodorante, perfume, buen peinado, traje limpio, igual con el diseño, critícate tan fuerte, desaprueba al mínimo sentimiento de “no me gusta lo que veo”, confía en ese instinto de diseñador, poco a poco identificarás tu estado actual respecto a calidad profesional y tendrás mas claros los cambios que puedes hacer en tu trabajo y estilo de procesar tus ideas.

1

La falta de experiencia en el campo profesional es un momento en el que somos mas positivos que realistas, las críticas y rechazos de proyectos nos forjan poco a poco hasta lograr un profesional de buena o mala manera. Esto siempre estará presente en nuestro campo laboral, no quiero dar el mensaje de que te acostumbres y te predispongas por una mala critica, solo cambies tu manera de pensar y reconocer las cosas en las que debes mejorar.

 

7

 

 

 


Sato

Diseñador, Ilustrador y futbolista...

Qué te pareció el Artículo?

  • Increible 0
  • Interesante 14
  • Inspirador 1
  • Divertido 0
  • Útil 9
  • Emocionante 0

Déjanos tu Opinión

Comentarios