Untitled

La Dicha y la Desgracia de ser tu propio Jefe

Ser tu propio jefe implica tener tu propio negocio lo cual es emocionante y hasta divertido pero también es un reto ya que no es fácil conseguir el éxito al primer intento, por no decir imposible. Se necesita de mucha dedicación, paciencia, determinación y sobre todo pasión, la cual será tu mayor impulso para alcanzar el éxito.

DISPONIBILIDAD DE TIEMPO

Virtud

Ya que trabajas para ti mismo, no debes rendirle cuentas a nadie sobre tu horario de trabajo, el cual es flexible y adaptable a tus necesidades. Lo que te permitirá trabajar en las horas más convenientes para tu negocio. Sin embargo eso no quiere decir que trabajes pocas horas, al contrario puede que trabajes aún más que un empleado. Es muy importante que agendes tus visitas con clientes potenciales y empezar por fijar prioridades.

Desventaja

No te aclimates demasiado, para ser tu propio jefe debes ser organizado con tus tiempos, no hay lugar para holgazanear. Otra gran desventaja sobre controlar tus tiempos es que no habrá permisos pagados por enfermedad o vacaciones.

PODER

Virtud

Estás en total poder de tomar todas las decisiones de la empresa y de su planeación.

Desventaja

El poder te responsabiliza totalmente de las consecuencias y riesgos de las decisiones tomadas.

INGRESOS

Virtud

Tú estableces el precio de tu trabajo, además tienes la capacidad de manejar tus propios intereses.

Desventaja

Los ingresos suelen ser irregulares, lo cual provoca incertidumbre económica y personal, es decir, sacrificios financieros para ti y tu familia. Además de la posibilidad de pérdida financiera si el negocio no tiene éxito.

CRECIMIENTO PERSONAL

Virtud

Desarrollo y crecimiento personal de acuerdo a tus intereses, satisfacción por crear tu propia empresa y materializar tus ideas, además de dedicarte a lo que realmente te gusta.

Desventaja

Los primeros años de vida de tu negocio suele ocupar casi el 100% del día. Si no se afronta con una buena disciplina y organización será imposible separar la vida privada del trabajo, la línea puede ser tan delgada que el trabajo y tu vida se puede fusionar.


Si deseas emprender  debes tener en cuenta que tu iniciativa involucra tu entorno familiar, tus aspiraciones profesionales y depende de la economía y los recursos con los que cuentes en ese momento. Lo importante es que no pierdas de vista tus propias metas, esperanzas y deseos tanto económicos como personales, celebra cada uno de tus éxitos como si fuera el primero.

“El hombre nunca sabe de lo que es capaz, hasta que lo intenta” – Charles Dickens.


Bencomo

Apasionado por la ProgramaciónWeb y el gusto del buen boxeo,

Qué te pareció el Artículo?

  • Increible 0
  • Interesante 54
  • Inspirador 9
  • Divertido 1
  • Útil 13
  • Emocionante 0

Déjanos tu Opinión

Comentarios